Detenido en Armilla por favorecer la inmigración ilegal y por falsedad documental

También han sido arrestados otros dos ciudadanos marroquíes que pretendían realizar el trámite de reagrupación familiar irregular

IDEAL.ESARMILLA

La Policía Nacional ha detenido en Armilla a un ciudadano marroquí como presunto responsable de favorecer la inmigración ilegal y por falsificación de documentos relativos a reagrupaciones familiares entre varios compatriotas. El detenido se encargaba de proporcionar a personas extranjeras, que se encontraban en España de forma regular, los documentos necesarios para la solicitud de autorización de reagrupación familiar a cambio de importantes cantidades de dinero. En el registro practicado en su domicilio, ubicado en la localidad de Armilla, ha sido intervenida numerosa documentación relativa a estos hechos, así como dos espadas de metal.

Las investigaciones comenzaron en el mes de febrero cuando la Oficina de Extranjeros de la Subdelegación del Gobierno de Granada remitió una petición de informe relativo a la residencia efectiva de un ciudadano de origen marroquí que estaba solicitando la reagrupación familiar de su esposa y dos hijos menores, ya que parecían existir algunas irregularidades en la documentación presentada para el trámite de dicha petición.

Las primeras gestiones desarrolladas revelaron indicios suficientes que acreditaban la falsedad de la residencia alegada, así como de algunos de los documentos aportados para lograr el empadronamiento en la localidad de Armilla. Debido a ello se detuvo a dos solicitantes de reagrupación familiar, ambos naturales de Marruecos.

Los agentes continuaron con las pesquisas determinando la existencia de al menos dos personas más, quienes con ánimo de lucro y mediante la simulación de contratos de alquiler falsos, falsificación de certificados de habitabilidad y empadronamientos ficticios, se estarían dedicando a favorecer la inmigración ilegal, entre otros presuntos delitos.

El pasado mes de mayo agentes de Policía Nacional en Granada detuvieron a uno de los ahora investigados por presuntos delitos de falsedad documental, estafa y contra los derechos de los ciudadanos extranjeros. En connivencia con el anterior, y con el fin de obtener recursos económicos, facilitaba contratos de alquiler al objeto de que ser falsificados y de esta forma lograr que los extranjeros solicitantes pudieran acreditar residencia adecuada y cumplir los requisitos para el acceso a la autorización de reagrupación familiar.

Una vez realizada la detención del varón de 36 años y nacional de Marruecos, los agentes llevaron a cabo un registro domiciliario en el que se incautaron de numerosa documentación relativa a los hechos investigados, así como de dos espadas metálicas. Las agentes continúan las pesquisas en relación con altas fraudulentas efectuadas en el padrón municipal de habitantes por parte de ciudadanos de forma lucrativa.

Fotos

Vídeos